Separadores de libros para niños

Separadores de libros para niños


Transmitir la pasión por los libros a los niños desde que son pequeños es un regalo para toda la vida. Con ello, les introduces a un mundo lleno de fantasía e imaginación, con muchos beneficios para su desarrollo, como la mejora de su vocabulario y el mayor desarrollo de su inteligencia emocional a través de, en este caso, separadores de libros para niños.

Psst, psst, tenemos un regalo para ti

Para lograr ese interés por la lectura existen muchos «truquitos» que podemos llevar a cabo los papis desde casa. Uno de ellos es regalarles cuentos personalizados en los que el niño o la niña es el/la protagonista de la historia, algo que les fascina. Incluso se pueden personalizar para que aparezcan sus familiares o amigos en el cuento, la ciudad donde viven y mucho más.

Otra buena forma de motivar a los niños para que se inicien en la lectura es haciendo sus propios separadores de libros para niños, ya que les va a encantar usarlos para marcar las páginas en las que se encuentran en cada momento. En este artículo te vamos a dar varias ideas para hacer puntos de libro originales y de forma sencilla en casa.

Marcapáginas con palitos de helado

Separadores de libros para niños palitos

Fuente: Crafts by Amanda

Usar los palitos de los helados para hacer nuestros propios marcapáginas no solo es una opción muy original, sino que sirve para enseñar a los peques el valor del reciclaje.

Se pueden usar pinturas, rotuladores, lápices y todo lo que se os ocurra para decorarlos. En la foto verás que la temática elegida son animales, ideal para cuentos como Los tres cerditos o El patito feo, y se han usado botones y ojos de pegatina, que puedes encontrar en cualquier papelería.

Imprimir separadores de libros para niños

Separadores de libros para niños imprimir

Fuente: Madame Citron

Otra forma muy fácil de tener un separador de libros para niños bonito para niños es imprimirlo. En este enlace puedes imprimir el marcapáginas de La caperucita roja y el lobo que ves en la foto y recortarlo. 

Te recomendamos imprimirlo en una cartulina, en lugar de un papel normal, ya que será mucho más resistente. Aunque si se rompe, no pasa nada, ¡es tan sencillo como volverlo a imprimir!

Punto de libro hecho con Goma Eva

Separadores de libros para niños animales

Fuente: East Coast Mommy

La Goma Eva es uno de los materiales favoritos de los niños y las niñas para hacer manualidades, ya que su tacto es muy agradable y resulta sencilla de cortar. Necesitaréis varios colores y pensar bien qué queréis representar para cortar cada una de sus partes. 

En este ejemplo han hecho marcapáginas de un pajarito y de un divertido extraterrestre. También podéis recortar letras, por ejemplo la inicial del niño o la niña, para practicar las letras del abecedario.

Marcapáginas con clips y botones

Separadores de libros para niños clips

Fuente: The inspiration board

Un clip, un botón, un trocito de papel de filtro y pegamento fuerte. Solo necesitas juntarlo tal y como explican en este artículo y tendrás un punto de libro muy resultón. 

Hay botones más grandes que los de la foto y con formas muy divertidas que puedes comprar para la ocasión.

Separadores de libros para niños con tus propias fotos

Separadores de libros para niños personitas

Fuente: Por 4 pavos

Si al principio del artículo hablábamos de personalizar un cuento, lo finalizamos con otra opción muy divertida de darle un toque particular: hacer un marcapáginas con fotos. Es tan fácil como hacer una foto divertida, imprimirla y recortarla para obtener separadores de libros para niños para niños.

La idea que podéis ver en la imagen es súper original, ya que la foto está pensada para que parezca que los niños vuelen al atarles un cordón con un pompón. ¿Os atrevéis a imitarla?